Cómo trabajamos

Cada proyecto consta de cuatro etapas con objetivos y tiempos definidos.

Entendimiento

Esta etapa consiste en una primera cita o contacto entre los propietarios y el proyectista (Estevez Arquitectos), la cual se realiza en nuestras oficinas. El objetivo de este primer encuentro es conocer la necesidad del cliente y los requerimientos específicos de su proyecto. Lo ideal es que participen todas las personas involucradas, y que nos muestren planos y fotos del lugar.

Para el proyectista es importante conocer las ideas que se hayan evaluado con anterioridad, así como lo que el cliente sueña y desea construir. De acuerdo a los resultados de esta cita se presenta una propuesta económica de trabajo, y al aceptarse esta, se programa una visita al terreno o inmueble para realizar un levantamiento del mismo; es decir, la toma de medidas y ubicación de servicios para la elaboración del plano del estado actual, mismo que servirá como diagnóstico y se utilizará para los trabajos de diseño correspondientes.

Propuesta

En base a la información recabada en la primera cita y durante la visita al terreo o inmueble, se elabora una propuesta de diseño. Es posible que esta propuesta conste de varias opciones ya que en ocasiones existen diversas formas de cumplir con los requerimientos y necesidades especificadas en un inicio. Una vez estudiadas las opciones, se preparan planos en borrador para ser discutidos con el cliente.

Revisión

El cliente se presenta nuevamente en nuestra oficina para mostrarle las propuestas y para que estas puedan ser evaluadas. Sugerimos una primera sesión muy breve para mostrar las posibles soluciones, seguida de un intervalo para que el cliente pueda considerarlas sin presión. De existir cambios, se registran en una minuta o bitácora de la reunión, y se trabaja en las nuevas propuestas. El proceso se repite hasta que el cliente acepta el diseño.

En nuestro estudio proponemos según nuestro conocimiento científico, estético y estructural, pero la suma de los trabajos tiene por objetivo cumplir con los gustos del cliente, no los del diseñador.

Ajustes

Se realizan los ajustes que sean necesarios para cumplir con los acuerdos alcanzados en la etapa anterior y una vez aceptados los cambios, se procede a la maquila de los planos constructivos finales, que, al entregarse, dan por terminado el contrato de prestación de servicios de diseño, convenido por las partes.

El buen diseño es caro, el malo, más

– Dr. Ralph Speth